Atrévete a probar la pasta de lentejas rojas ¡te enganchará!

Linea

Si eres un apasionado de la pasta y de la comida saludable nuestra receta de hoy ¡te encantará! Os proponemos probar otro tipo de pasta hecha a base de lentejas rojas. ¡Una alternativa saludable e ideal para consumir legumbres de forma rica y sencilla!

¿Qué ventajas tiene la pasta de lentejas rojas frente a la pasta de trigo?

  1. La pasta de lentejas rojas tiene menos hidratos de carbono, menos azúcares y más proteína y fibra que la pasta tradicional.
  2. Aporta más saciedad y tiene menor índice glucémico.
  3. Se cocina más rápido que la pasta nutricional, solo nos llegará 6-8 minutos. Ideal para cuando no tenemos tiempo de preparar legumbres.
  4. Es un alimento apto para celiacos y personas sensibles al gluten.

Os dejamos una receta riquísima para que podáis disfrutar de todas las propiedades beneficiosas de este plato sano y fácil:

ASPECTOS GENERALES:

  • Tiempo de preparación: 30 minutos
  • Dificultad: fácil
  • Raciones: ingredientes para 1 ración

INGREDIENTES:

  • 90g de pasta de lentejas rojas (crudas)
  • ½ cebolleta
  • ½ diente de ajo
  • ½ guindilla o pimiento pequeño picante
  • 5-6 tomates cherry
  • Orégano, albahaca fresca, pimienta negra, sal y aceite de oliva

ELABORACIÓN:

  1. Cocinar la pasta de lentejas rojas siguiendo las instrucciones del paquete, con cuidado de no pasarnos de cocción. Enjuagar con agua fría y mezclar con un poco de aceite para que no se pegue. Dejar reposar.
  2. Picar el diente de ajo, cortar la cebolleta en juliana fina y la guindilla o pimiento en rodajitas, retirando las semillas si preferimos menos picante. Cortar los tomates cherry por la mitad.
  3. Calentar un poco de aceite de oliva en una sartén antiadherente y añadir la cebolleta con una pizca de sal. Cocinar unos minutos hasta que se que quede transparente y esté blanda. Añadir el ajo picado, remover un poco y echar la guindilla.
  4. Pasados unos minutos incorporar los tomates y saltear el conjunto hasta que empiecen a perder agua y vayan cogiendo color. Añadir entonces la pasta, salpimentar y agregar orégano al gusto. Cocinar el conjunto unos pocos minutos más y servir con albahaca fresca.